Somos Inteligencia Colectiva

inteligencia colectiva triclab

El científico físico Firtjof Capra estudia los trabajos de Leonardo da Vinci sobre la naturaleza y descubre en su “Learning from Leonardo” la visión orgánica del mundo y la naturaleza que tenía el sabio renacentista. “Todo está interconectado, lo esencial no es la materia, sino las relaciones.” Hace tiempo quedó en mi recuerdo la bellísima analogía que utiliza Capra para hablar de la tierra como si fuera un cuerpo. “En la que el agua es la sangre; la tierra, la carne; los estratos rocosos, los huesos; las mareas, las pulsaciones… Una visión holística donde “un sistema vivo es más que la suma de las partes”.

TRICLab es un ecosistema. Por eso he querido que este editorial sea un latido colectivo, síncrono y vivo. Doce miembros más uno de nuestra comunidad hemos escrito un breve texto que expresa alguno o varios de los pilares que sostienen nuestro manifiesto.  Hace ya tiempo que hablamos del Factor Relacional como el oxígeno que vertebra cada uno de los puntos de este manifiesto. Un ecosistema social, porque sus componentes lo hacen posible, y cultural porque presentamos un modelo que humaniza la tecnología.

Son doce aportes que simbolizan  doce meses del año más uno, porque los disruptivo está en la esencia de nuestro laboratorio, que a su vez, marcan un ciclo y un ritmo en el tiempo. Todo organismo tiene un reloj natural que pauta retinas y rutinas creativas, que también son emociones sociales.

inteligencia colectiva TRICLabSeis años tejiendo una red, con consistentes nodos, en construcción permanente. Así lo describe Carlos Gurpegui 

“Jugando con el neologismo de lo ‘glocal’ y su interacción de dinámicas, la inteligencia colectiva arroja luz sobre lo importante y además invita y ayuda “a conocerse uno mismo”, como apuntaría Blaise Pascal. “Si no sirve para descubrir la verdad, al menos es una buena norma de vida”. Cosmovisión y conciencia colectiva para sentirse conectado al latido de lo humano —química de ideas y sentimientos, que diría Nietzsche—, ya sea leyendo un libro o consultando la línea de tiempo de twitter. Una inteligencia preocupada diseña un contexto de conciencia, un nuevo “libro moral” para estos tiempos extraños, tan cercanos y tan lejanos a la vez”.

 

Inteligencia Colectiva TRICLab

Una construcción que traza un modelo de plataforma y comunidad de aprendizaje. Como señala Cristina Villalonga @crisvillalonga 

“El complejo entramado de las redes digitales ha dado lugar a nuevos escenarios de creación de conocimiento y aprendizaje, en los que la comunicación, la interacción y la R-elación son centrales. La cultura de la participación inunda todos los nodos comunicantes de la Red y busca en la colaboración y la creación conjunta un aprendizaje aumentado gracias a la inteligencia colectiva.  La comunidad lidera el aprendizaje, en un proceso de enriquecimiento social y cultural mutuo, de respeto e inclusión de ideas que van mucho más allá de la suma. El conocimiento se multiplica y transforma, bebiendo de la colectividad unida y sabia.”

 

Inteligencia colectiva TRICLabDesde y con la inteligencia colectiva, que marca la ruta y el rumbo, como expresa Isabel Iniesta 

“La inteligencia colectiva o el efecto grupal. ¿Cuál de estos dos fenómenos aparece con más probabilidad en una sociedad como la nuestra?

En el caso de la inteligencia colectiva, planteamos la idea de que un equipo puede ser más inteligente que un individuo. Diversas mentes tendrán enfoques distintos sobre el mismo problema. Personas diferentes, con diferentes experiencias y diversa formación, generarán soluciones alternativas ante un mismo reto. Y si, además, se produce una buena comunicación entre ellas la chispa creativa surgirá con más fuerza.

Por el contrario, el efecto grupal define aquella situación en el que el grupo anula la capacidad de generar ideas de un individuo. La persona, ante una situación de acuerdo unánime del resto del grupo, tiende a pensar que está equivocada. El pensamiento predominante en el grupo acalla las opiniones individuales. “Si todos opinan lo mismo, seré yo quien está equivocado.

¿Qué factor hace que se produzca uno u otro fenómeno? Probablemente, el factor R-elacional. Es decir, lo relevante es el tipo de relaciones que se establecen el en seno del equipo. Una cultura social que anime al individuo a aportar ideas, a debatir y a comunicarse libremente, producirá una poderosa inteligencia colectiva. Mientras que una sociedad que castiga la disidencia, que señala al que piensa diferente, nunca conseguirá generar valor.

El efecto grupal aparece cuando las personas sienten miedo de ser aislados. La inteligencia colectiva, por el contrario, es propia de sociedades sanas y libres, respetuosas con cualquier pensamiento. Por muy divergente que este sea”.

 

Inteligencia colectiva TRICLabInteligencia colectiva que funciona en bucles, que se retroalimentan y estructuran la red, como señala Luis Miguel Romero

“La información para la toma de decisiones en la actualidad no depende únicamente de los contenidos generados por las marcas o los medios de comunicación. Existe una red invisible centrada en nodos de interrelación donde cualquier persona puede expresar sus opiniones, comentarios y experiencias.

Este sistema reticular es hoy en día el verdadero cuarto poder, cimentado en un espacio que permite infinitas retroalimentaciones que superan el sesgo cognitivo, lo que Bloom denominaba el «Coeficiente Intelectual Grupal». Esto se evidencia fácilmente cuando tomamos decisiones de compra en Amazon, de restauración de TripAdvisor o de hospedaje en Booking, en los que los comentarios de otros inciden en nuestra conducta comercial.”

Inteligencia Colectiva TRICLabEl Factor Relacional es inclusivo o no es, nos recuerda José Blas García @jblasgarcia 

“La educación inclusiva es un constructo socio-filosófico vivo, creado y re-creado desde la inteligencia colectiva que nos proporciona la sociedad red, también llamada sociedad del conocimiento. Pero, ¿podemos hablar de sociedad de conocimiento a una sociedad que excluye? El conocimiento humano, apoyado por la tecnología , sólo tiene sentido si busca y satisface el bien común. Un conocimiento que menoscabe en derechos, desatento con la complejidad social y el desarrollo de equidad en oportunidades para todos es, simplemente, involución. La inteligencia colectiva es incluyente o no es colectiva. Aboguemos por una red de servicio colectivo (de todos) como cooperación en procesos de mejor de pensamiento, y de las competencias y habilidades para la vida de toda la ciudadanía.”

Las competencias precisan una ruta y una concreción que cristaliza en una intermetodología, como describe Carmen Inteligencia colectiva TRICLabMarta Lazo @cmartalazo , cofundadora y coideóloga de TRICLab.

“Desde una perspectiva pedagógica, la inteligencia colectiva se fundamenta en el aprendizaje colaborativo, donde se producen una serie de retroalimentaciones relacionadas con el modelo educativo endógeno basado en el “énfasis en el proceso” que proponía Freire, centrándose en la participación del educando. Estas interacciones son importantes para alcanzar la autonomía y la autogestión en el aprendizaje, lo cual es importante para llegar al empoderamiento, porque, como señala Kaplún (1998), “sólo participando, involucrándose, investigando, haciéndose preguntas y buscando respuestas, problematizando y problematizándose se llega al conocimiento.

Se aprende de verdad lo que se vive, lo que se recrea, lo que se reinventa y no lo que simplemente se lee y se escucha.

La convergencia de diferentes métodos activos y aplicados de aprendizaje, que permitan el desarrollo participativo de adquisición de competencias de todo tipo, no sólo cognitivas, es lo que bautizamos como intermetodología. El factor relacional en este proceso potencia el intercambio y transferencia de diferentes tipos de actividad. La interrelación que se produce entre unas técnicas y otras permite una práctica rica y globalizadora de actividades diversas, sumativas y ampliadoras del propio proceso en el que se dan cita las dimensiones competenciales de análisis-síntesis-reflexión-acción, las cuales se recuperan una y otra vez, de manera alterna, dependiendo del tipo de técnica que en cada caso se programa y propone al alumnado o que surge a iniciativa del mismo.

En este aprendizaje, se dan cita todas las dimensiones relacionales, llegando a la esencia del aprendizaje permanente o “aprendizaje para la vida” (Delors), donde desde TRICLab contemplamos desde las relaciones con lo ya sabido (aprendizaje significativo), lo que se aprende en cada momento (aprendizaje simultáneo) y lo que se va aprender de manera prospectiva (aprendizaje aplicado). Estas tres esferas combinan el multiperspectivimo temporal (pasado, presente y futuro) y se interrelacionan de forma global, “para toda la vida”, yendo más allá del propio sujeto, incentivando también el aprendizaje colaborativo y la inteligencia colectiva.”

 

Inteligencia colectiva TRICLabEn esta misma línea se expresa Rafael Marfil, estableciendo significativas conexiones entre el factor relacional y el arte en su percepción y manifestación @marfilcarmona

“Establecemos, como línea de trabajo y acción presente y futura, el camino que se encuentra en las intersecciones entre la creatividad artística, la educación mediática y el Factor Relacional, entendido en ese contexto interdisciplinar como la dimensión dialógica y humana que favorece el aprendizaje y la enseñanza de las artes, fundamentalmente en su faceta vinculada a la imagen visual y sonora, a la presencia de ese “imaginario” en un entorno social y cultural en el que, cada vez, es más difícil diferenciar entre una manifestación genuinamente artística o mediática. El cine, la publicidad, la cultura visual y los nuevos entornos de creación digital, se unen a otras facetas más tradicionales de las Bellas Artes y de las industrias culturales y creativas, conformando un amplio radio de acción educomunicativa e intermetodológica.”

 

El manifiesto de TRICLab pivota en un eje que vertebra de inicio a fin su filosofía, el humanismo, como recuerda Gorka García cuando desarrolla la inteligencia artificial y la robótica @Gorkaprofe

“La puesta en escena de nuevos lenguajes en la sociedad, nos empuja de manera inevitable a cambiar estructuras mentales. El lenguaje de programación es una de las tendencias que marcan el paso a una nueva forma de hacer las cosas. Un mundo cada vez más influido por la Inteligencia artificial, necesita de un control humano. Tenemos que ver la manera de formarnos para comunicarnos con estas realidades, y que así, las funciones asignadas para la Inteligencia Artificial, sean un complemento controlado por las personas. Esto permitiría “humanizar la tecnología, la robótica”, y sobre todo no desgastarnos en aprender sin sentido lo que los robots y las máquinas hacen o harán por nosotros. Ante esta nueva cultura de sociedad, la inteligencia colectiva es la clave para crecer, para aportar nuestra contribución individual al grupo, para adelantarnos a los intereses económicos y de control que emergen e intentan adueñarse de este ámbito. Empresas con sus productos, instituciones con sus marcas, concursos, rankings,… Nacen nuevas iniciativas desde el mundo de la educación, desde las personas, como “RobóticaPorLaIgualdad, que pretenden hacer justicia y dar sentido al concepto inclusivo “en red, de la red, y para la red”.

 

Un humanismo que todo y a todos integra, en un visión que envuelve y siempre construye, describe Coral Elizondo 

“La visión humanista de la educación se base en una serie de principios éticos universales que abogan por una educación para todos, por una educación que no excluye ni margina y que defiende valores de respeto a la vida y justicia social. Este planteamiento supone un cambio de mirada e implica promover las relaciones interpersonales basadas en un diálogo igualitario, con el fin de construir y compartir conocimientos. Este paradigma de la educación actual está enmarcado en entornos donde el aprendizaje formal, no formal e informal conviven armoniosamente gracias a la tecnología, a una tecnología que crea espacios nuevos y flexibles que complementan e interactúan con modelos establecidos, espacios de encuentro, de reflexión y conocimientos compartidos enfatizando siempre en el aspecto humano y social.”

 

Inteligencia Colectiva TRICLabLos periodistas son siempre mediadores entre la realidad, los hechos y sus públicos y audiencias. Antonia Nogales señala que la inteligencia colectiva forma parte del modus operandi del periodismo actual.

“La inteligencia colectiva surge de la colaboración y el desempeño conjunto de muchos. Es, por así decirlo, un bien comunitario. Lo mismo ocurre con el periodismo. Los emisores necesitamos de la ciudadanía para crear el producto informativo pues es indispensable interrogarla acerca de sus demandas, inquietudes y necesidades, y esforzarnos para responder a ellas con nuestro trabajo. Para satisfacer adecuadamente este derecho ciudadano fundamental, los medios deben respetar la deontología profesional. Hoy en día, ese planteamiento excede los límites periodísticos y se contagia del sentir de la sociedad. Ejemplo de ello son iniciativas como la reciente Declaración por la independencia y democratización de RTVE, impulsada por varias organizaciones y a la que cada persona que lo desee puede adherirse en la web. Este tipo de proyectos generan cambios y esos cambios son hoy más que nunca colectivos en el seno de una tarea como la periodística que ya es, en esencia, procomún.”

 

Este recorrido necesita de la brújula del pensamiento crítico, subraya Bibiana Vargas Inteligencia Colectiva TRICLab

“Pensar, pensamos todos los días.  Pensar críticamente ya no tanto.  Habrá en el entorno de TRICLab quienes con más solvencia que una marketiniana digital puedan referirse al pensamiento crítico.  Pero los del marketing lo vemos y lo necesitamos, todos los días.  Lo que usamos, lo que compramos con las acciones que ello implique tienen su origen en el pensamiento crítico.  Hay quienes ven al pensamiento crítico como una necesaria medida escéptica frente a las medias o falsas verdades.  Yo, desde mi rincón del mundo creo que el pensamiento crítico cumple un propósito más alto y más amplio si levantamos un poco la mirada.  El pensamiento crítico bien entrenado conecta, crea y construye.

Somos Inteligencia Colectiva Alba Lobera @oficial_cmv 

La inteligencia colectiva es el resultado que surge del acertado cóctel que trae consigo la colaboración y la esencia de varios participantes. Este término ha conseguido repercutir en la sociedad de tal forma que, no sólo ha dejado huella (atribuido a la sociedad del conocimiento) sino que se acuña con la cibercultura.

Desde el pensamiento crítico comprendemos que sin la inteligencia colectiva no se puede avanzar, al menos no rápidamente. Los efectos que suponen el esfuerzo conjunto y el intercambio de ideas y conocimientos se magnifican cuando cae en las Redes Sociales o en el terreno virtual a secas. Y todo esto merece una revisión continua, para no caer en el pecado de la obsolescencia, tanto en el pensamiento como en tecnología.”

Doce contribuciones más una, la trece que hace la diferencia.  Cerramos nuestro recorrido por las pasillos temáticos diversos que confrman la identidad colectiva de nuestro laboratorio. Daniel Rodrigo @drotorrent 
En el marco del III Congreso de Comunicación y Pensamiento organizado en la Universidad de Sevilla, la catedrática y responsable de la Cátedra UNESCO “Comunicación y valores educativos” Concepción Medrano indicaba que los smartphones son una conquista democrática y participativa. 
Entendiendo la democracia como la lucha por erradicar la pobreza, potenciar la igualdad de oportunidades, generar empleo desde la creación de riqueza con equidad al igual que Adela Cortina, catedrática de Ética y Filosofía Política. Para la defensa de estos objetivos es más necesario que nunca trabajar colectivamente ante el gran reto de la humanidad: el cambio climático. En resumen las tecnologías como los smartphones requieren aspectos relacionales como al aportado por las TRIC y que el ejemplo de #EA26 sobre Educación Socioambiental pone de manifiesto.
TRICLab

Sobre el autor: TRICLab

Somos un grupo de profesionales de la educación y de la comunicación que abarca diferentes ámbitos y disciplinas.√ Que propone un “lugar” y un “tiempo” relacional abierto y colaborativo. Con un código y programas también abiertos y accesibles para todos . Crítico y creativo.